Una tormenta solar podría destruir por completo internet | Tecnología

Una investigación revela que una tormenta solar extrema podría provocar fallos catastróficos en los cables submarinos que sustentan internet. Aunque este fenómeno no ocurre con frecuencia, después de 3 décadas de baja intensidad, la probabilidad está aumentando.

Una investigación revela que una tormenta solar extrema podría provocar fallos catastróficos en los cables submarinos que sustentan internet, tal y como explica Wired

Según apuntan los científicos, este fenómeno puede dañar las redes eléctricas y causar apagones prolongados, con repercusiones en todas partes, desde las cadenas de suministro hasta el acceso a la red o el GPS. 

Sangeetha Abdu Jyothi, de la Universidad de California, ha realizado una investigación sobre los efectos que una nube de partículas solares magnetizadas en rápido movimiento podría causar a la conexión a nivel global.

El estudio contempla un escenario en el que, incluso si la energía vuelve a las pocas horas o días, aún persistan los cortes masivos de internet. 


Si quieres comprar un disco duro externo, seguro que te asaltan muchas dudas. En esta guía te detallamos las características que tienes que tener en cuenta.

Abdu Jyothi señala que la infraestructura local y regional tendría un riesgo bajo de sufrir daños porque la fibra óptica en sí no se ve afectada por las corrientes inducidas geomagnéticamente

Sin embargo, para los cables submarinos largos que conectan continentes, los problemas son mayores.

Una tormenta solar que acabase con varios de dichos cables en todo el mundo podría causar una pérdida masiva de conectividad. 

En una entrevista con el mismo medio, la investigadora señala que la infraestructura a nivel global no está preparada para un evento solar a gran escala, ya que se tiene un conocimiento limitado de cuál será el alcance del daño.

«Con la pandemia vimos lo poco preparado que estaba el mundo, no había un protocolo para lidiar con eso de manera efectiva y lo mismo ocurre con la resiliencia de internet«, afirma. 

Esa brecha de información proviene principalmente de la falta de datos. Las tormentas solares severas son tan raras que solo hay 3 ejemplos principales de los que se pueden producir en la historia reciente y ocurrieron antes del surgimiento de la infraestructura moderna de internet. 

No obstante, tanto Abdu Jyothi como otros investigadores coinciden en que, aunque no ocurran con frecuencia, después de 3 décadas de baja intensidad respecto a este fenómeno, la probabilidad está aumentando. 

Este artículo fue publicado en Business Insider España por Sandra Viñas. 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

CAPTCHA